Ser humano implica sufrir, padecer, pero no significa que nos volvamos masoquistas y nos aferremos a vivir sólo de esa manera.