maquina de escribir, blanco y negro

La siguiente noticia, la siguiente imagen, el nuevo video, el más reciente tweet, los nuevos estados en facebook, vivimos a la espera de lo siguiente, de las novedades, de lo último que ocurra, que tan rápido como algo más pasa, lo anterior queda atrás, a veces en el completo olvido.

Con todo esto, frecuentemente olvidamos nuestro ser, nuestro sentir y nuestro vivir; centrándonos en un mundo que está afuera, olvidando lo que está dentro, lo que en verdad nos importa.

A lo interno no le prestamos atención y arrendamos nuestra felicidad a la vivencia de un par de cosas que nos distraigan, nos hagan olvidar quienes somos y tal vez, por qué no, olvidemos que no somos ni por asomo, lo que un día soñamos ser.