Te crees muy especial, pero eres menos que un microbio en la inmensidad del universo, un día no serás ni eso, aprende a ser humilde y reconocer que ni eres el mejor, ni el peor, sólo eres. Vive, goza, pero siempre respeta la existencia, pensamiento y vivir de los otros.